Información

Eduardo Añorve

Ometepec:

UN FEMINICIDIO MÁS PARA ENRARECER LA POLÍTICA

Evelia Acosta. Feminicidio. [Foto: Internet]
A+
A-

El martes 6 por la noche mataron a balazos a la afromexicana Adelayda Evelia Acosta Genchi en Ometepec, en su casa, en la colonia La Mira.

Es una más de las once mujeres que han sido asesinadas en este municipio en la administración municipal del perredista Omar Estrada, quien se había negado a utilizar la palabra feminicidio para referirse a los crímenes violentos de mujeres en su administración.

Hasta ahora que ocurrió este feminicidio. Evelia Acosta fue parte del equipo de campaña que llevó a Omar Estrada a ocupar la presidencia de Ometepec en 2015.

La asesinaron a balazos el día 6 de febrero de este año; unos días antes, el 21 de enero mataron también de un balazo a una mujer, de nombre María, en la Colonia 200, en esta ciudad; tenía 80 años de edad. Otro feminicidio.

Once mujeres muertas en Ometepec en unos dos años; y a pesar de que se decretó alerta de género para ese municipio, las autoridades locales sólo han emitido declaraciones e invertido muy poco en instalar el sistema respectivo.

No tienen dinero, aseguran; sin embargo, sí gastan en festejos como el primer aniversario de la radio del Ayuntamiento.

El presidente Omar Estrada dio pistas para apuntalar que éste, el de Evelia, fue un crimen con móviles políticos, sobre todo porque declaró que «enrarece el clima preelectoral».

En redes sociales, el Ayuntamiento de Ometepec fijó su postura: «…el gobierno municipal lamenta profundamente y condena este abominable suceso que enrarece el clima preelectoral, toda vez que se trata de una persona que participaba como activista político».

Ante varios medios de comunicación, el propio presidente dio su opinión, y habló precisamente de feminicidio: «Es lamentable este hecho abominable. Se trata de un feminicidio. Quiero aclarar: este hecho sucedió en su domicilio particular, donde los asesinos llegaron a dispararle a quemarropa».

Por su parte, la regidora priista Elizabeth Montero Leyva, aspirante a ser electa diputada por el distrito XVI, también hizo una declaración con relación a la muerte de una youtuber en Acapulco y a la de Evelia Acosta. Dijo que fueron asesinadas «de forma artera y cobarde. Lo hago con coraje, con impotencia, porque se trata de mujeres».

Antes que con el PRD, Evelia Acosta trabajó políticamente con el Partido Revolucionario Institucional; en estos días aciagos, ella estaba participando con el partido Movimiento Ciudadano.

Irónicamente, la precandidata suplente al Senado de la República por parte del PRI, Gabriela Bernal Reséndiz, dijo que «es tiempo que las mujeres nos encarguemos de los problemas de las mujeres… Es momento que todas juntas digamos ¡ya basta de violencia contra las mujeres!».

Ello, después de lo dicho por Montero Leyva; ambas participaron ante sus compañeros de partido en el mismo acto, en el auditorio de la casa agraria.

Por su parte, la perredista Alejandra Bobadilla Toledo, síndico procuradora de Ometepec, también entró a la ronda de declaraciones con relación a los hechos de violencia contra las mujeres.

Evelia –dijo– era «una persona gestora, que se preocupaba por sus compañeros, por lo que estamos consternados. Sabemos que tenemos una gran responsabilidad, que es la de velar por la seguridad de la ciudadanía, desgraciadamente ya el presidente Omar Estrada lo ha dicho y me toca reiterarlo: estos sucesos impactan en la sociedad y se nos sale de las manos darles una respuesta».

Además de declarar que las autoridades municipales son incapaces, Bobadilla Toledo, intentó justificar esa incapacidad suya y del presidente, y del Ayuntamiento, y del área de Seguridad Pública de Ometepec: «Se hacen los mayores esfuerzos dentro de seguridad pública, con los recursos que se tiene… el recurso humano, el recurso material… se hacen los recorridos, se atienden los llamados de la ciudadanía».

Y volvió a la mayor justificación, a la que siempre acuden ella y el presidente: el asunto de la inseguridad le compete también a otros niveles de gobierno. «Ya anteriormente lo he dicho, la responsabilidad no sólo es del gobierno municipal, sino que debe de existir una coordinación con los tres poderes de gobierno, las estrategias de seguridad tienen que venir de allá arriba. Te puedo decir que se ha rebasado todo lo que se ha vivido… la violencia, los asesinatos, los feminicidios… como lo sucedido con la señora Elvia Genchi Acosta», dijo.

Y terminó aceptando que nadie hace nada: «Ometepec está dentro de los ocho municipios con alerta de género, pero todos lo decimos, todos lo vemos, pero no actuamos».

En ese término (todos) incluye por supuesto al gobierno estatal y al federal.

Aunque, dice, no están buscando excusas para excusarse de su responsabilidad en materia de seguridad pública: «Y no es que nos lavemos las manos, sino que tenemos que sentarnos a platicar y que debemos de coordinarnos con todas las áreas de seguridad para poder hacer un trabajo en equipo».

A menos de un año de concluir su mandato, esta síndico procuradora reconoce que el gobierno municipal no ha actuado en coordinación con los demás gobiernos, el estatal y el federal.

También se sinceró y reconoció que las autoridades municipales no han tomado en serio la alerta de género. «Respecto a las actividades que está realizando el comité municipal de alerta de género, todas las actividades que nos dio hay un plan de trabajo… se impartió una taller de sensibilización y prevención de la violencia a las mujeres del área de limpia municipal, después se capacitará al personal de Seguridad Pública, que conozcan qué es la alerta de género y de qué manera pueden ellos responder ante un llamado de la ciudadanía, que conozcan los derechos de las mujeres, que se sensibilicen en el tema. Se pretende que se instale el sistema… quiénes lo van a conformar… se está programando para el 15 de febrero la instalación del sistema», mencionó.

En estos días también el área de Seguridad Pública de Ometepec emitió un comunicado en el que llamaba a la población a cuidarse a sí misma para evitar ser víctima de la delincuencia.

El propio Ayuntamiento propuso a la población de Ometepec la prevención como forma de protegerse: «Ejemplo, hacerse acompañar de alguien más cuando salimos a la calle, llevar dinero justo para sus compras, para no cargar dinero en demacía, para salir a trabajar o hacer cualquier actividad, dejar nuestro carro a la vista con candado o ponerle alarma. Debemos protegernos; sólo de esta manera podremos no ser afectados. En caso necesario, acuda a la comandancia de policía, ahí orientamos a quien lo solicite».

El martes por la noche, la cuileña Evelia Acosta (de 65 años de edad, aproximadamente) no salió a la calle, no llevó dinero «en demacía», etc., ni nada similar. La mataron en el patio de su casa.

COMPARTIR:

EnTwitter EnFacebook EnGoogle+
anterior | INDICE | siguiente

Ediciones anteriores

Close