Bala perdida #958

FÁBULA DEL MAR EN LOS OJOS

—Pero quiero ir a pie, desnuda y con una venda sobre los ojos.

—No verás el camino.

PUERTA

Deja la carta sobre la mesa. Hay cosas que no se pueden aplazar, que cuando deben de llegar no hay nada que se pueda hacer para que no sucedan. Destino, podrían decirle. Solamente la muerte nos podrá separar, le había dicho una tarde Tita mientras miraban una película de Tarantino. Él la tomó de la mano y no dijo nada. Pero la muerte había llegado. Tita yacía muerta en alguna parte, desprotegida y frágil. Era tiempo de que el amor fuera el eco repentino de un recuerdo.

ENTRE PARÉNTESIS

Aunque el texto de James que más me ha inquietado, no por la forma, quizá sea de los menos elaborados, sino por el tema y la manera de abordarlo, es justamente Los amigos de los amigos. Este documento destila una profunda melancolía y define al amor como una exaltación del misterio. De hecho, creo que el amor es eso: una exaltación del enigma de estar vivo.

DOS POEMAS DE FERNANDO AYALA

¿cuántas esquinas tendrá tu cuerpo hoy? / Donde hay espacio para doler placeres /¿quedará lugar para el amor? Tu cuerpo.

ANTICONSEJOS A UN JOVEN

l portero de su edificio probablemente ignora la existencia, en el inmueble, de un escritor excepcional. No juzgue por eso que todos los asalariados modestos sean insensibles a la literatura, ni que haya obligatoriamente escritores excepcionales en todos los edificios.

COMPARTIR:

EnTwitter EnFacebook EnGoogle+

Ediciones anteriores

Close