Información
La alternancia en Chilpancingo:

PREVALECE EL PROBLEMA DE LAS PROTESTAS CONTRA EL AYUNTAMIENTO

Nuevo gobierno perredista de Chilpancingo. Las protestas, como siempre. [Foto: Yener santos]

A+
A-

A 12 días de que Antonio Gaspar Beltrán asumió el cargo de alcalde de Chilpancingo, cerca de 800 trabajadores agremiados a la sección 14 del Sindicato Independiente de trabajadores del Ayuntamiento, marcharon y mantienen un plantón indefinido en la Comisión Estatal de Derechos Humanos (Codehum), como protesta por el despido de 130 agremiados que al decir del alcalde son ‘aviadores’.

A punto de cumplir un mes al frente de la administración municipal, Toño Gaspar, sólo se ha reunido en una ocasión con los sindicalizados, sin que hasta la fecha se resuelva la demanda de reinstalar a los trabajadores despedidos.

El 30 de septiembre, cuando Gaspar Beltrán rindió protesta como presidente municipal, su discurso se basó en ejes principales que regirían su administración: seguridad, problema de la basura, agua y alumbrado público.

El primer problema que le estalló al nuevo alcalde, fue que su antecesor, el priista Marco Antonio Leyva Mena, se fue sin pagar la segunda quincena de septiembre al personal del ayuntamiento.

Pero aparte del problema del pago quincenal, que no correspondía a la nueva administración, Toño Gaspar se confrontó con los sindicatos desde que, antes de iniciar su administración, advirtió de que limpiaría de ‘aviadores’ el Ayuntamiento.

El 1 de octubre, el primer día del nuevo gobierno, agentes de la Subsecretaría de Tránsito y Vialidad, pararon labores para exigir que les cumplan demandas que habían hecho desde la administración de Leyva Mena, como vehículos, nivelación salarial, uniformes y seguro de vida. El alcalde los atendió y reanudaron labores a condición de seguir dialogando para desahogar sus demandas.

Al siguiente día, agremiados al Sindicato Independiente de Trabajadores de Chilpancingo (Sitach), a la sección 14 del Sindicato Independiente y a la sección 28 del Sindicato Único de Servidores Públicos del Estado de Guerrero (SUSPEG) de trabajadores del Ayuntamiento, tomaron el palacio municipal, porque todavía no les pagaba la quincena.

El 12 de octubre, la sección 14 del Sindicato Independiente instaló un plantón frente la Comisión de Defensa de los Derechos Humanos, para exigir que en el Ayuntamiento se les diera trato digno y humanitario, pues despidieron a 130 de sus agremiados, supuestamente por ser ‘aviadores’.

Unas 30 personas obtaculizan día y noche tanto la explanada de la Coddehum como la calle Galo Soberón y Parra, donde colocaron una carpa, mesas, sillas, e improvisaron una cocina, colocaron una parrilla, llevaron trastes, para preparar alimentos en el campamento que lograron montar.

La consigna es que no se quitarán de allí, hasta que les resuelvan su demanda: la reinstalación digna de sus compañeros del sindicato que agrupa a trabajadores de áreas como Servicios Públicos, Imagen Urbana, Tránsito y Vialidad, Seguridad Pública y Bomberos.

Este sindicato fue el que más se movilizó en contra de la administración de Marco Antonio Leyva, para exigir aumento salarial, seguro de vida, gastos funerarios, pago de retroactivos, y la insistencia de pago al Instituto de Seguridad Social de los Servidores Públicos del Estado de Guerrero (ISSSPEG).

En entrevista para Trinchera, el secretario general de la sección 14, Domingo Salgado Martínez, dijo que acudió a la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), en la Ciudad de México, para dar cuenta de la situación que estaban viviendo en el Ayuntamiento.

«Se le está exigiendo que haya trato humano a la base trabajadora, que no haya prepotencia, que no haya el tema de una situación de amenazas», dijo el dirigente sindical sobre la administración de Antonio Gaspar.

El tema que aqueja al sindicato es el despido masivo de trabajadores de su sindicato, presuntamente por ser ‘aviadores’, y además de que no les han pagado sus salarios.

La primera quincena de octubre, fueron retirados de la nómina 130 sindicalizados, sin notificación previa.

–En esta ocasión, ¿por qué no se ‘plantaron’ en el Ayuntamiento? –se le preguntó a Salgado Martínez.

–Es una situación netamente que esta administración llega a humillar a la gente… es un derecho que nosotros tenemos como personas, y no debe de haber desigualdades, ni mucho menos humillaciones de una administración… pero si la acción del sindicato independiente amerita que vayamos a hacer el plantón en el Ayuntamiento, lo vamos a hacer.

Añadió que aunque está el plantón, los sindicalizados siguen trabajando en las áreas que les corresponden, y cuando salen de sus jornadas se unen al plantón.

Una de las demandas que a los trabajadores les aquejan, incluso desde la administración del priista Mario Moreno Arcos, es el del pago al ISSSPEG, pero en este caso no se ha sentado a dialogar con ellos sobre este tema.

En el documento que el sindicato entregó a la CNDH se señala que a partir de que inicia en el cargo el alcalde Antonio Gaspar, han sido sido objeto de «burlas, acoso, maltrato físico y psicológico, ofensas, calumnias, despidos injustificados, suspensión ilegal de nuestros salarios, disminución de nuestros salarios, amenazas, entre otras conductas que violan nuestros derechos humanos por parte de los nuevos servidores públicos y funcionarios municipales».

Abunda que los sindicalizados decidieron plantarse en la Codehum, para exigir al presidente Ramón Navarrete Magdaleno su intervención, para que pronto fueran atendidos por el alcalde.

Señalan que siempre vieron disposición del ombudsman para atenderlos, pero fue hasta el 22 de octubre cuando le solicitaron un informe de la problemática y avances. Navarrete les contestó que todo lo que está pasando era parte de las consecuencias de su movimiento.

Otro de los puntos que añaden en el documento es que el secretario general del Ayuntamiento, Antonio Orozco Guadarrama, solicitó medidas precautorias para el dirigente sindical Domingo Salgado, pues en su vehículo particular encontró un mensaje que decía:  “que no me la iba a acabar y que me atuviera a las consecuencias”. Documento que no hizo la Codehum.

Por último, el oficio resalta que los integrantes del comité sindical han recibido amenazas de muerte, y por ello responsabilizan al presidente municipal de lo que les pudiera suceder.

La secretaria general de Sitach, Amada Ramón Zamora, expuso que en un inició también se les anunció a 27 compañeros agremiados que estaban despedidos por ser ‘aviadores’. Y añadió que se acordó con las autoridades municipales que estos sindicalizados serían puestos nuevamente en sus cargos, y que se les pagarán sus salarios devengados.

Dijo que le apuesta al diálogo antes de hacer otras acciones de protesta, pero que si era necesario lo tendrían qué hacer.

El  secretario general de la sección 28 del Sindicato Único de Servidores Públicos del Estado de Guerrero (SUSPEG), Natividad Adame Martínez, aseguró que con su sindicato todo ha marchado bien, que en su momento hubo retención de salarios, pero se ha resuelto con el diálogo.

Dijo que 30 compañeros también fueron despedidos, porque supuestamente eran ‘aviadores’, pero fueron reinstalados.

Añadió que hay compañeros a los que se les adeudan dos quincenas, pero que se les va a pagar en esta quincena que viene.

En la cuenta de Facebook del Ayuntamiento, el 23 de octubre se publicó que Antonio Gaspar «sostuvo una reunión en la Cámara de Diputados con el legislador federal Alfonso Ramírez Cuellar, presidente de la Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública de la H. Cámara de Diputados, a fin de plantearle el déficit financiero que atraviesa el municipio para el pago de nómina del Ayuntamiento y de la Capach, el cual es de alrededor de 180 millones pesos al año, así como la deuda pública Institucional que ronda en más de los 500 millones de pesos».

Añade que esta reunión fue posible por la intervención del exgobernador perredista Ángel Aguirre Rivero.

 

Seguridad

 

En la capital, los hechos de violencia no cesan, pese a los operativos que instalan las diversas corporaciones policiacas. El primer día de la nueva administración fueron localizadas 10 bolsas con cuerpos desmembrados de cinco personas, en el mercado central Baltazar R. Leyva Mancilla.

Y apenas el jueves, una pareja fue baleada. Un trabajador de la Secretaría de Protección Civil y su esposa, reportados como heridos de gravedad.

Antes, un taxista fue dejado envuelto en bolsas negras de plástico, cerca de la terminal de autobuses.

 

Basura

 

En este primer mes del nuevo gobierno, se desconoce si existe algún avance en el tema de la basura; es decir, si la capital cuenta ya con un terreno propio para depositar las 400 toneladas de basura que se generan a diario en la capital.

En la administración de Leyva Mena se clausuró el tiradero municipal porque estaba saturado. La basura se sigue depositando en el terreno privado que contrató la administración pasada en el paraje El Huiteco.

Aunque hay carros de basura que se ven recogiendo los desechos en el primer cuadro de la ciudad, siguen apareciendo los tiraderos clandestinos de basura en las calles.

En algunas colonias de la periferia, los carros de servicios públicos se miran poco; en otras, de plano no pasan. Los que recolectan la basura son los del servicio privado, también llamados La Basura Jefa.

A un mes de iniciado el primer gobierno de Chilpancingo emanado de un partido diferente al PRI, las protestas contra el ayuntamiento y los servicios públicos deficientes continúan como en el gobierno anterior.

COMPARTIR:

EnTwitter EnFacebook EnGoogle+
anterior | INDICE | siguiente

Ediciones anteriores

Close