OPINIóN #918

Juárez Cisneros sólo enterrará el cadáver del PRI. El puesto de enterrador que nadie quiso, porque nada cambiará sustancialmente en el partido gobernante. Tampoco el exgobernador guerrerense cuenta con todas las canicas a escala nacional. Llegó a la Subsecretaría de Gobernación en el contexto de la precampaña de su jefe Osorio Chong por su postulación como candidato del PRI a la Presidencia y ganar la militancia de Guerrero, o de una parte, cuando menos.
En los hechos, la agresión contra las oficinas del Congreso local, la ocupación durante cuatro horas de la Autopista del Sol y el posterior embate contra el Palacio de Gobierno, carecen por completo de explicación lógica, más que haber acatado un mandato de su dirigencia nacional.
Al otro día de asesinado, Elías Damián fue enterrado; antes, el presidente dispuso que se le rindieran honores, de los reservados a policías y militares que mueren en servicio: honores de la escolta de la Policía Preventiva, la bandera nacional sobre el féretro, ejecución del himno nacional y pase de lista, entre otras acciones.

COMPARTIR:

EnTwitter EnFacebook EnGoogle+
ver fotografía

Ediciones anteriores

Close